A Christ-centered, Bible-based, and Family-oriented church committed to God, each other, and our community.

Day 1 of 40 Days of Prayer – Sunday, October 17, 2021

Today’s prayer devotional is shared by Trish Patrick…

Sharing Knowledge

“Rise in the presence of the aged, show respect for the elderly and revere your God.  I am the Lord.” (Leviticus 19:32)

How can we carry on family traditions, family history, or religious principles if we don’t respect and rely on our older church members?  So many of our senior saints have experienced “old–time religion” and learned from scholarly preachers who are no longer with us. As a child I remember week long revivals when we went to church in the morning and evening.  There was a lunch break for the congregation where we all ate together and fellowshipped.  I wouldn’t have had that kind of experience if the older members of my congregation had not made arrangements for these ‘meetings” as we called them.  Everyone knows the saying “history repeats itself.”  If we don’t ask for or listen to the wisdom of our seniors, we may start to lose some of their knowledge and not pass it down to our own children and grandchildren.  We all have memories of loved ones, family, and friends who have passed on.  How wonderful would it be if we had one more chance to discuss the Bible with them and benefit from their Biblical knowledge? We could then share it with the younger members of our congregation.

God is very clear about sharing his word when he tells us in Deuteronomy 11:19, Teach them to your children, talking about them when you sit at home and when you walk along the road, when you lie down and when you get up. Little children are like sponges, soaking up what they hear their parents say and mimicking what their parents do.  This goes for our church family as well.  What will the children learn if we are not being responsible by taking them to church and Bible classes?

Dear Lord, please let us do our part to keep passing on the gospel from one generation to the next.   Amen

____________________________________________________________________________________________

El devocional de oración de hoy es compartido por Trish Patrick…

Compartir conocimientos

“Levántate en presencia de los ancianos, muestra respeto por los ancianos y venera a tu Dios.  Yo soy el Señor”. (Levítico 19:32)

¿Cómo podemos continuar con las tradiciones familiares, la historia familiar o los principios religiosos si no respetamos y confiamos en los miembros mayores de nuestra iglesia?  Muchos de nuestros santos mayores han experimentado la “religión de los viejos tiempos” y han aprendido de predicadores eruditos que ya no están con nosotros. Cuando era niño, recuerdo avivamientos de una semana cuando íbamos a la iglesia por la mañana y por la noche.  Hubo un descanso para almorzar para la congregación donde todos comimos juntos y comulbamos.  No habría tenido ese tipo de experiencia si los miembros mayores de mi congregación no hubieran hecho arreglos para estas “reuniones” como las llamábamos.  Todo el mundo conoce el dicho “la historia se repite”.  Si no pedimos o escuchamos la sabiduría de nuestros mayores, podemos comenzar a perder parte de su conocimiento y no transmitirlo a nuestros propios hijos y nietos.  Todos tenemos recuerdos de seres queridos, familiares y amigos que han fallecido.  ¿Qué tan maravilloso sería si tuviéramos una oportunidad más de discutir la Biblia con ellos y beneficiarnos de su conocimiento bíblico? Luego podríamos compartirlo con los miembros más jóvenes de nuestra congregación.

Dios es muy claro acerca de compartir su palabra cuando nos dice en Deuteronomio 11:19: Enséñalos a tus hijos, hablando de ellos cuando te sientas en casa y cuando caminas por el camino, cuando te acuestas y cuando te levantas. Los niños pequeños son como esponjas, absorbiendo lo que escuchan decir a sus padres e imitando lo que hacen sus padres.  Esto también se aplica a nuestra familia de la iglesia.  ¿Qué aprenderán los niños si no estamos siendo responsables al llevarlos a clases de la iglesia y de la Biblia?

Querido Señor, por favor, hagamos nuestra parte para seguir transmitiendo el evangelio de una generación a la siguiente.   Amén

 

 

 

Share This